Tags Posts tagged with "ejercicio"

ejercicio

0 129
consejos deporte verano

Hacer deporte siempre es sano, y en en verano teniendo tiempo libre es una de las mejores épocas  para ponerse en forma o simplemente pasar un buen rato.

Para practicar ejercicio en verano hay que tener en cuenta la temperatura, no es lo mismo practicar un deporte en el exterior que al aire libre, y tampoco es lo mismo, practicarlo en otoño, invierno o verano.

Si el verano te encanta para hacer deporte ten en cuenta estos consejos.

-Elegir la hora apropiada. Es mejor hacer deporte a primeras horas de la mañana. Si no es posible, hay que evitar las horas de más sol.

-Hidratación. La pérdida de líquidos se acentúa si las temperaturas son altas, se debe beber antes, durante y después del ejercicio, evitando bebidas carbonatadas.

- Descanso adecuado. Igual de importante es hacer correctamente la actividad física como compensarla con un equilibrado descanso, respetando las horas de sueño, como evitando el sobreesfuerzo.

- Si el ejercicio es al aire libre, no olvidar nunca la protección solar. Aunque es muy frecuente protegerse del sol con cremas adecuadas, muchas veces se olvida que salir a hacer cualquier actividad nos expone tanto al sol como si estuviéramos tomando al sol.

-Alimentación. En toda situación, ésta ha de ser adecuada al consumo de energía que realiza nuestro cuerpo. No es lo mismo mantener una vida con escasa actividad física que practicar deportes con bastante desgaste físico. La alimentación debe ser siempre saludable y ajustarse al consumo.

- El mantenimiento de  hábitos poco sanos como fumar, beber, o cualquier otra sustancia, perjudica a la hora de hacer deporte ya que no permite aprovechar los beneficios de una vida llena de actividad física sana.

- Ropa adecuada. Tanto el calzado como la ropa debe ser la indicada para el tipo de actividad que vayas a realizar, pero también orientada a la temperatura del ambiente. Lo principal es que la ropa y el calzado sean cómodos, y así, evitaremos malestar y lesiones.

Ahora sólo queda disfrutar del verano y de la práctica de ejercicio sano y divertido.

0 79
ejercicio fisico

Realizar una tabla de ejercicios para fortalecer alguna parte de cuerpo resulta altamente positivo, siempre que para ello no se perjudiquen otras. Cuerpo no hay más que uno y hay que cuidarlo, pero siempre de la manera correcta.

Además de beneficiar las funciones cardiovasculares, el ejercicio físico ayuda a mantener el cuerpo esbelto y descargar las tensiones diarias. El mantener una rutina de ejercicios ayuda a todas estas funciones, pero en muchas ocasiones, su mala ejecución puede causar lesiones. Por ejercicio, se entiende un tipo de actividad física, que se caracteriza por tener un programa estructurado, que sea repetitivo y que se tiene que realizar con un objetivo.

El gimnasio al que se acude no es un factor menos importante. Es de vital importancia elegir un centro deportivo que posea un personal cualificado que pueda orientar a los deportistas en aspectos de biomecánica, fisonomía, fisiología y nutrición. También deben ofrecer orientación dependiendo de la edad y características de cada persona. Un profesional asignará de forma correcta la frecuencia, intensidad y duración que debe tener un programa de ejercicios.

Sin forzar
Gran parte de los problemas provienen de no calentar adecuadamente, de forma que se active el sistema circulatorio y estirar los músculos. Al finalizar la rutina de ejercicios, resulta beneficioso disminuir la frecuencia cardiaca y normalizar el organismo a través de actividades más suaves.

Es importante ser conocedor de las limitaciones de cada uno, para no forzar el cuerpo más de lo que es capaz. Los ejercicios favorecen los músculos y el sistema cardiorespiratorio, pero su mala ejecución, pueden causar serios problemas en los huesos.

Cuestión de formas
Una postura correcta, es fundamental para la realización de una rutina deportiva, por ello, alinear el cuerpo de una manera correcta, es vital. Estando de pié, la cabeza, así como la pelvis, deben mantenerse en una posición neutra, manteniendo las rodillas relajadas. Durante los ejercicios, deben evitarse los movimientos que fuercen cualquier articulación, así como las repeticiones excesivas en una sola pierna o brazo debiendo de alternarse. Tampoco deben prolongarse los ejercicios que requieren estar de puntillas de forma prolongada.

En los casos que sea necesario flexionar el torso hacia delante, no se mantendrá la posición durante tiempo prolongado. Los músculos se estirarán haciéndolos rebotar y evitando movimientos y cambios de dirección bruscos. La postura de mantener los brazos por encima de los hombros también debe limitarse en su duración.

ALGUNOS EJERCICIOS
Abdominal. Un abdominal mal ejecutado puede provocar una lesión de la vértebra cervical, así como afectar la zona lumbar, por ello se evitará empujar con fuerza sobre la nuca con los brazos. La fuerza debe hacerse con la zona abdominal, no con los brazos sobre la nuca.

Bicicleta estática. La altura de sillín debe ser la apropiada para no provocar un balanceo de la pelvis y un estiramiento de la parte baja de la espalda, ya que eso puede provocar serias lesiones en el futuro.

Biceps. A la hora de ejercitar los biceps, los codos no se separan del cuerpo y las piernas deben separase a la altura de los hombros flexionándolas ligeramente. Los brazos deben estirarse cuando las pesas se encuentren abajo, siendo importante que el tronco no se mueva a la hora de subir el peso.

Sentadilla. Se trata de otro ejercicio muy común. Consiste en flexionar las piernas partiendo de una posición vertical, hasta simular estar sentado o que los muslos queden paralelos al suelo. La cabeza debe permanecer erguida. Para no perjudicar las rodillas, se separarán las piernas a la altura de los hombros, colocando los pies de forma paralela.

0 110

El calentamiento prepara las articulaciones y los músculos para realizar el ejercicio físico, evitando así los dolores y las lesiones. Las personas poco habituadas a practicar deporte, necesitan un calentamiento más duradero e intenso que las que ya gozan de una buena forma física. Un calentamiento puede incluir marcha, carrera, bicicleta estática, levantar la rodilla hasta el codo opuesto, rotaciones de cabeza, hombros y brazos…

Al final del ejercicio, es necesario un enfriamiento, para que los músculos no dejen de trabajar bruscamente, sino de forma progresiva. Hay que reducir el ejercicio de forma controlada, ya que si cesa de golpe, puede provocar que el corazón se estrese y la sangre se acumule en las piernas, causando graves daños.

No hay que olvidar calentar las grandes articulaciones, que son cuello, hombros, codos, columna vertebral, caderas, tobillos y rodillas. Hay prácticas deportivas que, por sus características, requieren un calentamiento acompañado de movimiento continuo, sin paradas bruscas. Estos deportes son el aerobic, la natación, el baloncesto o el atletismo, entre otros.

Los ejercicios de calentamiento deben ir aumentando en intensidad y dificultad, lentamente, de manera progresiva. Es importante combinar movimientos relacionados con las piernas, brazos y tronco, alternativamente. Poco a poco el ritmo cardiaco irá en aumento, con lo que el cuerpo se va preparando para afrontar el ejercicio físico con todas las garantías. No hay que olvidarse de realizar el calentamiento cada vez que se vaya a practicar deporte.