Tags Posts tagged with "escuela de escalada"

escuela de escalada

0 186

Escogiendo cumbres cada vez más altas, los aficionados a la escalada se retan a sí mismos para vencer el miedo y el cansancio. Plantearse pequeñas metas es el camino a seguir para aquellos principiantes que decidan asaltar los cielos enfundados en unos pies de gato.

Hace unos treinta años, la escalada dejó de ser una de las actividades tradicionales de montaña para convertirse en una disciplina deportiva. Este deporte consiste en realizar recorridos en paredes artificiales -también llamadas rocódromos- o naturales utilizando todos los recursos de nuestro cuerpo.

Los tramos que unen el principio y el final del recorrido se llaman vías de escalada y tienen diversos grados de dificultad. Estos dependen tanto de la ubicación de las salientes de la montaña como del desnivel del terreno. Es mucho más fácil subir una pared vertical, donde el centro de gravedad está alineado con los pies, que una inclinada hacia atrás.

Escalar sobre seguro
Los métodos de seguridad en la escalada son los mismos del montañismo: a diferencia de la náutica que utiliza sogas estáticas, se utilizan sogas dinámicas. Su longitud aumenta cuando, tras una caída, se produce la tensión. Éstas se fabrican con materiales sintéticos.

También, se recurre a los mismos nudos de encordamiento y mosquetones. Sólo se diferencia por los arneses y el calzado. Unas zapatillas de gran adherencia llamadas pies de gato son las más adecuadas para practicar este deporte.

Durante el ascenso, el escalador coloca unos tornillos sobre la roca natural y a ellos fija los seguros por donde luego pasa la cuerda. Con ello, el riesgo se elimina al máximo. El material de seguridad es muy noble y está pensado para soportar las caídas. Es importante, en el caso de las cuerdas, evitar utilizar las mismas durante años.

Las avalanchas y las grietas naturales exigen al escalador habilidad y un interés especial en mantener su equipo al cien por cien de seguridad. El arnés es otro elemento fundamental para garantizar la seguridad del escalador. Metido en él, éste va atando la cuerda a las chapas ancladas en la pared, mediante cintas express y un mosquetón.

Habilidades físicas
Habitualmente, este deporte se practica entre dos o tres escaladores que forman un tandem de apoyo. Así, mientras uno va descendiendo, el siguiente hace lo propio. Los itinerarios en una escalada deportiva pueden variar en distancia dependiendo de la pared y suelen ser trayectos de entre 25 y 100 m.

Entre las habilidades necesarias para practicar este deporte están: la elasticidad, la forma física y la capacidad de superación de cada escalador. A pesar de ser un deporte estimulante que permite desarrollar la fuerza y la destreza, en ocasiones, la escalada ha sido despreciada por aquellos que no la conocen a fondo.

Contrariamente a lo que se pueda pensar, no se trata de una actividad peligrosa ni, como algunos dicen, falta de sentido. Con los equipos adecuados y una preparación mínima la escalada no tiene porque ser más peligrosa que la práctica de otros deportes.

Planificar para evitar riesgos
Antes de emprender cualquier ascenso es imprescindible planificarlo, sobre todo si se es un principiante. La escalada empieza al ver la roca. Se debe estudiar ésta a fondo antes de subir para conocer su estructura, características y buscar una vía apropiada. Debe usarse tanto la cabeza como las manos y los pies.

Lo ideal para los principiantes es recibir unos conocimientos mínimos para poder moverse por la roca de una manera segura. Cualquier entidad montañera o excursionista puede ofrecerle el asesoramiento de monitores y el acondicionamiento de interesantes rutas por deferentes zonas de escalada.

Es posible sacarse la licencia deportiva a título individual en algunas federaciones territoriales. El precio de ésta puede variar de una a otra entre los 37.26 y los 138.23 euros. Una vez se obtenga el equipo de escalada adecuado, la geografía mundial está ahí para poner a prueba al nuevo escalador.